28 sept. 2016

Iquique y Humberstone

Ya paseando en Iquique con Lesly

Luego de la gran odisea que significó pasar por Oruro en Bolivia, debíamos tomar una decisión. Ir a La Paz y volver a Chile por el Chungará o cruzar hacia Chile por Colchane para realizar un trámite impostergable en nuestro país.  

Debido a que ambos ya habíamos estado en La Paz y en Copacabana, (lugar donde el lago navegable más alto del mundo, el Titicaca es hermoso, muy distinto al lado peruano) a demás de haber hecho ya la tan mencionada y manoseada Ruta de la Muerte, decidimos ir a visitar a una amiga de Susan que vive en Iquique.  

Entre Oruro y Pisiga que está en la frontera, casi toda la ruta es asfaltada, sin embargo hay un gran tramo en reparación y está en muy mal estado. Mucha tierra, ripio suelto y mucha "chusca", tierra tipo polvo muy fino en el que las motos patinan a  veces. Pudimos pasar esos tramos sin problemas. La respuesta de nuestras Falcon Rokeras fue excelente, lo que nos permitía adelantar a los camiones y buses para no ir tan lento y tragando tierra.

En Pisiga cargamos combustible sin problemas, pero no la pudimos regatear, jeje. Unos metros más allá está Colchane, que es la frontera de Chile. Aunque el trámite fue expedito, esta vez, y por primera vez en nuestra Expedición en Moto, el SAG y aduana nos revisó todo el equipaje. 

En Chile el SAG (Servicio Agrícola y Ganadero) es bien complicado ya que no te dejan entrar absolutamente nada, hasta artesanías en madera te pueden quitar. Por eso Susan y yo, aunque no llevemos nada, en la declaración jurada que debes completar para ingresar a Chile, siempre marcamos que sí llevamos algún artículo de origen vegetal o animal. Y cuando nos preguntan decimos que llevamos té, mate, algo de arroz, tallarines, etc. Por supuesto que esto es verdad, pero en caso que se nos pase algo que olvidamos (como orégano y una naranja en esta ocasión), no nos multen y simplemente nos quiten el elemento en cuestión. 

La ruta que baja desde Colchane es hermosa. Tiene curvas muy entretenidas y la carretera está toda asfaltada, va por el filo de un cerro hasta llegar a Huara, donde hay combustible otra vez. Ya desde Huara a Iquique es un tramo corto. 

En el Museo Regional de Iquique

Paseando en la costanera de Iquique

No es Miami, es la costanera de Iquique


Antes de ir a Humberstone, recorrimos Iquique


En Iquique nos esperaba Lesly, una muy buena amiga de Susan que nos recibió junto a su familia. Pasamos unos días maravillosos en Iquique. Recorrimos el centro histórico, que parece una oficina salitrera aun funcionando, visitamos el Museo Regional de Iquique que está muy interesante, fuimos a la playa Cabancha  y nos sumergimos en Humberstone, una de las salitreras más importantes en su época, actualmente Patrimonio Cultural de la Humanidad de Unesco.

Entrando en la salitrera


Este lugar, ubicado a 47 kms de Iquique, está cargado de historia, sensaciones y emociones. Está muy bien conservado y se puede apreciar cómo vivían los trabajadores de las salitreras en aquella época. La desigualdad, el trabajo duro y condiciones extremas de vida y de trabajo a cambio de una promesa, una vida mejor. 

Tanto aportó el salitre a nuestro país, avances, riquezas y una mejor vida, pero mayoritariamente esto fue sólo para unos pocos, no para el pueblo. Incluso se llevó a cabo una gran guerra por el control de este producto, el cual Estados Unidos y Europa demandaban en cantidades gigantescas. Sin dudas era un gran negocio en aquella época.

Han conservado muy bien algunos inmuebles de la época

En algún momento Chile exportó más del 60% del salitre al mundo, que se usaba en las guerras que se estaban llevando a cabo, para los explosivos, y también como un formidable fertilizante. Daba vida y daba muerte. Quizás esta segunda era más habitual. 

Luego Alemania, quienes necesitaban mucho salitre también, fabrican uno sintético, y hasta ahí llegó el sueño del Oro blanco

Hoy el pueblo de Santiago de Humsrtone y Santa Laura no son mudos testigos de lo que pasó aquí, pues nos entregan muchos datos y detalles de lo que alguna vez ocurrió. Aunque jamás podrán revelarnos todos sus secretos. 




Durante varias horas Susan y yo nos perdimos recorriendo los inmuebles y callecitas del pueblo. Sabemos que una vez al año se realiza una fiesta acá, y los descendientes, junto con los habitantes que quedan con vida, vienen a este lugar a revivir y rememorar vidas pasadas, vidas de sacrificio y desarrollo. 

Es inevitable pensar en lo mucho que aun nos falta en materia de igualdad, pero ya desde ese tiempo se luchaba por la integración de las mujeres, lograr salarios más justos para todos y menos horas de explotación. Los niños también trabajan, desde muy pequeños hacían su parte. 

Muchos movimientos sociales, obreros y políticos nacieron de las salitreras, y hoy nos damos el lujo de no ir a votar, de no elegir quienes nos gobernaran. Tanto costó llegar a esta "demoracia", y qué hemos hecho? Recabarren debe estar revolcándose en su tumba.

Las mujeres luchando por sus derechos

Desde los 12 años los niños trabajaban en las salitreras






Dejamos la salitrera para preparar nuestras cosas y celebrar el cumpleaños de Susan. El 14 de septiembre estábamos en Iquique parrillando y festejando con torta sus hermosos 28 años. Gracias a Leslie y Jaime por todos los grandes momentos que compartieron con nosotros y sus hermosas hijas, Renata y Martina. Un abrazo gigante para todos ustedes! 

Entrando en Iquique está este "pequeño" Santuario a San Lorenzo

Nos quedamos mucho más tiempo de lo pensado en Iquique, pero la verdad es que estuvimos muy cómodos con ellos, nos hicieron sentir como parte de la familia. Sin embargo el viaje continua y muchas aventuras nos esperan. 

Susan y La Esmeralda, dejando Iquique

Así fue que enfilamos hacia Arica, la ciudad de la eterna primavera donde fuimos al hito de Visviri, donde comienza Chile. Pero eso se los contaremos en la próxima entrada de nuestra bitácora. 

Hoy estamos en Arequipa, listos para seguir Motografiando América Latina. 

Agradecemos nuevamente a nuestros colaboradores; 
Mx Metzeler Chile, Honda Adventure, Año 1, Bujías Brisk Chile, Trail on Fire, Loretta Motos Chile, Indo Trail, MotoCenter, ProCircuit, Relieve, Moto-K.